El Caldero de Sol

El Caldero de Sol

sábado, enero 23, 2016

IMBOLG FESTIVIDAD DE ORIGEN IRLANDES



Imbolc (pronunciado Imbolg)
Al principio Imbolc no era una celebración calendárica del ciclo terrestre, sino una celebración a la diosa Brighid, en Irlanda; pero no  era tomada en cuenta por los celtas del continente.
Después de la  conquista Romana, las únicas tierras celtas que quedaron libres fueron  Gales, Escocia e Irlanda, por lo que esta celebración continuó y  adquirío el carácter de observancia en todas las regiones celtas.
Imbolc, celebrado el 1º de febrero, anuncia el comienzo de la primavera, la vuelta del sol, después del duro invierno, es a partir de esta fecha que las flores comienzan a brotar y los días comienzan a ser un poco  más largos.
Se celebra el advenimiento de la fertilidad y la luz,  encarnadas en Brighid.

Brighid es considerada una diosa triple, patrona de la poesía, las artes y la curación. En esta celebración es la que trae la luz y fertilidad a la tierra.

En Roma este mismo día se celebraba a Juno-Februa, la diosa del  matrimonio, madre de Marte, por lo que se iluminaba la ciudad con velas y procesiones en su honor.

En México era el principio del año, que se  celebraba también con fogatas y antorchas. La Iglesia Católica conmemora el día de la Candelaria, día en que Jesús es presentado en el templo, y donde se le da el nombre de Luz del mundo.
En Mexico esta tradicion en la Iglesia Catolica se continua realizando, la gente lleva a la Iglesia 12 velas blancas, que es una para cada 1 de cada mes del anio, y las hace bendecir por el cura.

Por tanto, para muchas tradiciones, a lo largo del mundo, esta fecha  conmemora el regreso de la luz al mundo, del fuego transformador.

Este festival es celebrado el 1º de Agosto en el hemisferio sur.

La palabra Imbolc significa literalmente "en el vientre" (de la Madre).  La semilla que fue plantada en el solsticio de invierno está creciendo. 

Oimelc significa "leche de ovejas", debido a que también es la época del nacimiento de las crías.
Tradicionalmente Imbolc honra a las semillas que bajo Tierra empiezan a germinar.
Imbolc celebra los días, que visiblemente van siendo cada vez más largos y nos anima a limpiarlo todo y a prepararse para la atareada estación  que se avecina.
Los antiguos Celtas denominaban este día “Día de Brigith”,en Honor a la Diosa Irlandesa.

En Imbolc se piden  inspiracion y guía para sus nuevos planes y proyectos, y le dedican  algunos pensamientos a los misterios ocultos que están teniendo lugar en la oscuridad.
Al igual que la tierra oscura gesta la vida que va a surgir y a florecer en primavera, honran sus momentos de poder oscuro, que gestan el  crecimiento que less va a sostener en los calidos y soleados meses de  creatividad que están por venir.

Una de las costumbre es de poner velas en todas las ventanas de la casa,  empezando la tarde de la víspera, dejándolas encendidas hasta el  amanecer. Además este día se utiliza para hacer todas las velas que  utilizarás durante los otros sabbats, o simplemente bendecirlas.

Lo importante es festejar este día honrando las artes poéticas y femeninas, es una de las fiestas más  dedicadas a las mujeres, solteras que buscan un buen esposo, y casadas,  que piden por su felicidad.
Es la primera celebración mayor del año. Corresponde al despertar de la  naturaleza, es un Sabbat de purificación, una celebración de luz y  fertilidad, se le conoce como la fiesta de las luces o la Candelaria.

Es una época propicia para iniciaciones, auto dedicaciones, también se  considera que es la época apropiada para iniciar nuevos proyectos,  comprometernos con nosotros mismos.

Antiguamente en Europa era celebrada con enormes llamaradas, antorchas y fuego en toda forma, para nosotros, el fuego representa nuestra propia  iluminación e inspiración, así como luz y calor.

Imbolc es una de las cuatro grandes fiestas del calendario céltico,  anuncia el final del invierno, es el instante donde sentimos los  primeros estremecimientos de la primavera.
En la tradición druídica es una fiesta llena de delicadeza donde se rinde honor a la Diosa  Madre. Emergiendo del elemento agua, 3 luces movibles junto a otra luz  fija, dentro de un recipiente circular llamado DANU, representando el  Círculo Sagrado.

Imbolc, que significa "lustración" presenta un carácter de fiesta de fecundidad y está situada bajo el signo del Trebol.

Esta fiesta esta dedicada a la Diosa, las Druidesas, las Korriganed, las Sacerdotisas, a todas las mujeres, pues los días se alargan y  despiertan a la Diosa adormecida, el calor comienza a volver y permite  los principios de la germinación de las semillas.
Imbolc, representa el  retorno de la luz pero también la gestación de las fuerzas escondidas.  Es un período de purificación, es el momento de tomar un nuevo arranque, de elaborar las acciones a venir, de poner orden en tu vida olvidando  el pasado.
Imbolc es la esperanza.

En Imbolc pedimos inspiración y guía para nuestros nuevos proyectos y le dedicamos algunos pensamientos a los misterios ocultos que están  teniendo lugar en la oscuridad. Al igual que la tierra oscura gesta la  vida que va a surgir y a florecer en primavera, nosotros honramos  nuestros momentos oscuro, que gestan el crecimiento que nos va a  sostener en los cálidos y soleados meses de creatividad que se  aproximan.

Imbolc, dicho en irlandés del medievo, o imbolg y Oimealg en irlandés  moderno u Oimelc que proviene del antiguo celta "ouimelko" leche de  oveja, y entre los celtas continentales de la Galia; Ogronia.
Sea como se quiera llamar, la fiesta antiguamente coincidía cuando las  ubres de las ovejas estaban prestas para dar leche, cosa que ocurría 30  días antes de que estas parieran. Y es la segunda fiesta, que coincide  con el 1 o 2 de Febrero del calendario gregoriano, de las Cuatro  principales del calendario celta.
Este tiempo ya despertaba en las tribus y clanes celtas una serie  pensamientos y actitudes concretas para recibir este nuevo ciclo, que  marcaba las vidas de nuestros ancestros.
Para ellos, y para nosotros sus descendientes espirituales, era y es el  comienzo de la primavera, ya que los ciclos anuales, empiezan de forma  diferente a como hoy, la mayoría de las personas lo entienden.
El concepto condicionante que establece que la primavera empieza con el  tiempo en que las flores abren desmesuradamente sus pétalos o en el  momento en que brotan nuevas hojas de los árboles o arbustos, es ajeno a nuestro concepto del inicio primaveral.
Para nosotros que entendemos que toda vida nace de la oscuridad, desde  el guisante dentro de su vaina oscura, desde el potrillo en el cobijo  del seno de su madre, desde el jilguero que verá la luz saliendo de su  oscuro, nutriente y protector huevo, hasta la planta que crecerá,  gracias a la simiente enterrada en el interior oscuro de la Tierra.  Comprendemos, persisto, que la primavera se enciende reposadamente, en  el regazo de la Diosa, en secreto, como una tenue llama que irá  creciendo sin pausa, aún a pesar de que los signos externos del entorno y del clima indiquen que el período invernal, “Giamos”, aún reina.
Pero el invierno como tal, está pronto a fenecer y dejará paso a la  fertilidad. Sus estigmas, irán siendo reemplazados por aquellos otros  que señalan la pronta fertilidad.
Los incipientes signos que en el febrero gregoriano, indican que el  invierno, en el Hemisferio Norte del planeta, llega a su fin,  representan una señal segura que la mitad oscura del año "Giamos"; no va a perdurar mucho más, pues el invierno comienza a suavizar sus rigores y los días son cada vez más largos aunque ello sucede de forma paulatina, pero segura.
"Giamos"; es efectivamente la mitad del ciclo lunar, un periodo  comprendido entre el 31 de octubre y el 29 de abril, es decir, de la  Festividad de Samhain hasta la de Beltane.
Un período, no obstante, a través del cual, ideas e ilusiones se forjaron, para llegado Imbolc brotar y crecer.
Imbolc, expresa dos temas esenciales, por un lado el nuevo amanecer de  la propia Tierra y por otro un nuevo ciclo humano en la vida de la  comunidad, previa purificación de aquellos elementos negativos en  nuestras vidas que impedían el crecimiento.
La fiesta era y es dedicada a la diosa Brigit, Brid, Brigantia,  Brigindu, Brigida, Brig, Brighid etc. Llámese como se quiera, divinidad  del fuego y del hogar, de los poetas y artesanos, de los oficios, de la  adivinación y de la profecía, hija de El Dagda. Diosa de los 3 rostros y de las 3 naturalezas, llamada también la Triple Diosa, representada a  menudo con 3 flechas que representan 3 fuegos:
El fuego de la curación, El fuego del hogar,El fuego de la inspiración.
Y con esta última representación, la del fuego de la inspiración, de la  propia Awen, es el flujo divino que acude y alienta a los bardos celtas, alimentando incluso toda tarea creativa material a través de toda clase de artesanías o intelectual, a la cual muchos de nosotros nos  entregamos con devoción. Es la inspiración la que nos lleva hacia  delante, en perpetuo crecimiento personal, beneficiando a nuestro  entorno, en nuestra búsqueda del conocimiento a través del aprendizaje.
El primer fuego, el fuego de la curación nos invita a quemar todo lo negativo, purificando lo positivo.
El segundo fuego, el fuego del hogar, nutre y eleva nuestros cuerpos, nuestras mentes y nuestros espíritus.
Las maneras de celebrar esta Festividad de la Tierra, son diversas pero  cabe señalar como elementos comunes: la purificación por medio del agua, el uso de fuego y la confección de talismanes.
Mediante el agua, antaño, se lavaban manos, pies, cabeza etc., como  símbolo de la purificación para emprender el nuevo ciclo de trabajo.  Mediante el fuego, se encendían fogatas u hogueras, como simbolismo del  fuego solar y de las propias entrañas de la Tierra, en su fertilidad.
Mediante talismanes que otorgaban la protección de la Diosa Brigit, se  elaboraba la “cruz de Brigitt” “cros-Bride o crósog” (pequeña cruz),  manufacturada con diversos materiales siendo los más comunes, heno,  mimbre, enea, enredaderas de planta, junco trenzado o simple cuerda,  montada sobre una estructura de madera, adoptando una diversidad de  formas.
Entre las más conocidas y familiares de estas representaciones estaban  el conocido y céltico triskel, e incluso la esvástica de cuatro brazos,  como símbolo del ciclo perpetuo de las estaciones.
Los brazos de la esvástica, representan, las 4 festividades mayores  coincidentes con el ciclo anual, y su rotación. Si, en efecto, la  esvástica, se trata del mismo símbolo hoy tan denostado, que copió y  adaptó el régimen de Hitler. Como consecuencia del mal uso efectuado por dicho régimen, es por lo que hoy en día, la esvástica está tan  desprestigiada, desconociendo la mayoría de personas su carácter  eminentemente espiritual. Es uno de nuestros más emblemáticos símbolos,  junto al triskel.
Quizás un no muy lejano día, podamos recuperar la reputación perdida de  este emblema y sus atributos espirituales, desdeñando cualquier  significado y distintivo político, sea de la índole que sea.
En la festividad de Imbolc, se venera a la mujer, como engendradora de  vida tanto en su faceta de madre, como de compañera en la existencia,  insuflando vida a nuestros espíritus, a nuestras ilusiones, gracias a la fertilidad de su mente creadora.
En cada retorno del ciclo de la rueda estacional, a esta época, la  festividad se transmuta también en una balada perpetua y personal para  romper los miedos y la timidez humana que frena el crecimiento personal, siendo éste, un cántico a la vida misma en armonía y equilibrio.
Señalar por último que Imbolc, se traduce al calendario cristiano como  Candelaria, “Fiesta de la Purificación de la virgen María”, que ha  retomado el papel de la antigua diosa, guardando bastantes aspectos  paganos celtas de la antigua fiesta.
Así pues demos la bienvenida a Brigit para la Fiesta de la Tierra y de la Tribu o Clan, que se aproxima.

el instante donde sentimos los primeros estremecimientos de la  primavera, el del nacimiento de los corderos, es un rito lleno de  delicadeza en el cual se honora a la diosa madre Brigantia.


Recuerda que Brigid sana heridas incurables, pídele que se lleve todo el dolor que tengas dentro de ti, ella hará brotar de tu oscuridad una  nueva luz.


No hay comentarios:

Publicar un comentario